Luego de renovar su banca, Oscar Cagliero ya se imagina un Concejo productivo para 2018. El concejal del Frente Progresista aseguró que alcanzaron el objetivo, aunque lamentó que Mónica Broda no haya podido ingresar al Legislativo.

   A pocas horas del cierre de la votación y en medio de las expectativas por conocer los resultados finales de las elecciones generales, Oscar Calgiero logró ampliar el caudal de votos que obtuvo en agosto y le permitió renovar su banca en el Concejo Municipal.

   De esta manera, el Frente Progresista Cívico y Social continuará manteniendo la mayoría dentro de la sala “Raúl Cragnolino” y continuará en el legislativo para el período 2019-21. En diálogo con InfoSastre al término del escrutinio provisorio, Cagliero confió que se logró el objetivo que se había propuesto de alcanzar un mínimo de 1.000 votos.

   “Nos queda un gusto amargo porque no pudo ingresar Mónica Broda, que realmente hubiese sido un aporte muy interesante para el Concejo”, manifestó el radical y destacó la gran elección de la marca Cambiemos: “arrasó en todo el país y en Sastre no fue la excepción”.

   Cagliero finalizó en el segundo lugar con 1.039 sufragios (28,35%), obteniendo 267 sufragios más que en las PASO.

   Sorprendido por los casi 1500 votos que consiguió el macrismo y que por ahora le estaría otorgando dos escaños en el Legislativo local, el actual concejal radical señaló que la cifra fue casi la misma cantidad votos que había obtenido su lista en 2015. En ese contexto, declaró: “mucha gente que nos había apoyado a nosotros, muchos viejos radicales, ahora apoyaron la lista de Cambiemos”.

   Consultado por cómo se imagina la nueva conformación del Concejo a partir de 2018, Cagliero precisó que “vamos a poder trabajar en armonía”. “Nosotros creemos que no se van a poner palos en la rueda de ninguna parte. Creo que va a hacer un Concejo que va hacer productivo para Sastre”, añadió.

0
0
0
s2sdefault